Hace unos días vimos en casa la película “Lo Imposible”. Llevábamos tiempo queriendo verla y nunca nos decidíamos por si era demasiado agónica, por si se lloraba mucho…Al fin nos animamos a verla y me alegro mucho pues es una película increíble, no sólo por el hecho de estar bien hecha, sino por el hecho de ser una historia preciosa, de amor, fortaleza, humanidad, vitalidad, y sobre todo por el hecho de ser una historia real.

Me gustó tanto que decidí buscar entrevistas reales a María Belón, quien junto a su familia vivió los hechos tal cual se relatan en la película. Buscando cosas sobre ellos me encontré con una asociación llamada “Lo que de verdad importa”, empecé a investigar también sobre ellos y simplemente me fascinaron.

“Lo que de verdad Importa” es una asociación que con la ayuda de personas con historias increíbles llegan al público, y sobre todo a los jóvenes para inculcar de un modo diferente los valores y lo verdaderamente importante en esta vida.

 

 

Parece que sólo nos paramos a pensar que estamos aquí de paso cuando alguien cercano a nosotros se pone enfermo o muere, pero es algo real, es nuestro día a día, hoy sabemos que estamos aquí pero mañana no, por ello debemos aprovechar cada minuto, cada segundo de nuestra vida con la gente que verdaderamente nos importa, haciendo lo que nos hace ser felices. Queremos quedar bien con todo el mundo, nos importa demasiado lo que piensan de nosotros, cuando ni los demás ni nosotros estaremos aquí dentro de 100 años. Ser felices y hacer lo que de verdad nos importa será lo que nos quedará, lo que nos llevaremos, y si sólo tenemos una vida ¿porqué no vamos a vivirla bien?

Cada uno de nosotros tenemos un concepto diferente de felicidad, de cosas importantes, para mí por ejemplo lo es mi familia, mi hijo, y mientras los tenga a mi lado todo lo demás podrá superarse. Mi marido, por ejemplo está en paro ahora mismo, es un problema y más en el momento actual, pero si nos tenemos unos a otros todo es mas fácil, y todo se puede superar de un modo u otro, con la sonrisa de mi hijo cualquier dificultad consigue ser una tontería, y aún en las circunstancias difíciles, pues la vida no es fácil, siempre seguiré diciendo que no podría tener nada más en esta vida, que tengo todo lo que necesito para ser feliz. (Edito en 2018: nos faltaba Inés, un tiempo después de escribir este post me daría cuenta, y ahora sí, puedo asegurar que no necesito nada más para ser feliz)

 

 

Me parece importantísimo inculcar valores a los jóvenes, pues son el futuro de nuestro mundo, y hoy en día escasean cada vez más. Son tantas las veces en las que vemos que alguien necesita ayuda y que hay gente que es incapaz ni siquiera de mirar…y el problema no sólo son los jóvenes o niños, también lo son los adultos, su ejemplo a seguir.

El otro día, por ejemplo, en un centro comercial había una señora mayor con un andador que había decidido ir a comprar regalos de Navidad, la persona de seguridad de una tienda de alimentación no le dejaba pasar con las bolsas ni le daba la opción de guardarselas, y para la señora era muy difícil llevar las bolsas de un modo diferente al que ella lo hacía. No contenta con no ser capaz de ayudarla, la persona de seguridad (una mujer de mínimo 55 años) la criticaba por ir a comprar en esas condiciones, y cuando se le cayeron las bolsas al suelo fue incapaz de ayudarle…Me costó mucho no decirle unas cuantas cosas, pero decidí que era mejor agacharme y ayudar a la señora, pues por suerte, en mi casa a mi si que me han inculcado unos valores, me han enseñado lo que es la solidaridad, la empatía, y lo importante que es ayudar (de hecho en casa colaboramos con muchas labores humanitarias). Tengas mucho o poco dinero, seas guapo o feo, ayudar es gratis, es ser persona, y es una pena pues hay mucha gente que ni siquiera consigue serlo.

 

“Lo que de verdad importa” ofrece congresos en muchas ciudades de España como La Coruña, Palma de Mallorca, Pozuelo de Alarcón, Barcelona, Bilbao, Sevilla, Madrid, Valencia y Zaragoza, de los que mucha gente sale con opiniones de la vida diferentes, valorando mucho más ciertas cosas. Me llamó la atención no saber que en mi ciudad, Zaragoza, habían realizado congresos durante varios años. Creo que es algo importante a lo que habría que haberle dado más publicidad, y sin duda el Congreso de 2014 no me lo perderé. Sea cual sea tu religión, profesión o ideales, te cautivará la labor que realizan.

Y ahora, reflexiona un minuto…seguro que sabes que es Lo que de verdad Importa en tu vida, pues tienes una misión, a partir de ahora, que sea tu foco, en cada momento, ¡No lo olvides nunca!.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies

EL 31 DE JULIO CERRAMOS LA TIENDA ONLINE. ¡¡Disponibles todos los talleres al 50%!! Descartar

Share This